2 de junio de 2016

Capitulo 57: ¡Alguien estalla en furia!

Bai Luoyin recibió de nuevo la pelota, además también estaba fuera de la línea de tres puntos.

Fei Zi Zi ya no pudo mantener la calma, si estos tres puntos tenían éxito, sería muy difícil para su equipo alcanzar su puntuación. Por lo tanto, sin retraso, este chico se dio a la carga e intentó, con locura, robar el balón de manos de Bai Luoyin. Las habilidades de Bai Luoyin eran inmensamente ágiles, mientras que el cuerpo de Fei Zi Zi era pesado, por lo que para él mismo soportar las muchas habilidades y trucos de Bai Luoyin lo hicieron estar mareado y confuso rápidamente.

Bai Luoyin primero le pasó el balón a su compañero de equipo, entonces evadió a Fei Zi Zi por la izquierda y atrapó la pelota que su compañero le había lanzado de vuelta.

Fei Zei Zei estaba enojado, se giró hacia Bai Luoyin y entonces lo empujó con su hombro.

Bai Luoyin apenas había dado un salto, no hace falta decir que su centro de gravedad era inestable, por lo que cuando Fei Zei Zi chocó contra él de esa forma, todo su cuerpo se estrelló con el poste bajo el aro de enceste.

Cuando Gu Hai se dio cuenta del negativo giro de eventos de hace uno instante, quiso gritar y detener a Fei Zi Zi. Sin embargo, era demasiado tarde. Dio varias zancadas, intentando atrapar a Bai Luoyin con sus manos. Pero al final, su distancia era demasiado lejos, cuando Gu Hai se apresuró a él, Bai Luoyin ya había caído en la parte baja del tablero.

De pronto la cara de Gu Hai cambió de color, todos podía verlo claramente. Cuando fue a sujetar a Bai Luoyin, sus manos temblaban por completo. La caída de Bai Luoyin no fue tomada a la ligera, la mitad de su cara se había vuelto purpura, un rastro de sangre roja se deslizaba por su nariz, y sus labios también estaban partidos.

“¡Mierda! ¿Cómo te atreves a empujarlo?”

Gu Hai sujetó firmemente con una mano el cuello de Fei Zei Zi, toda su cara se había oscurecido bruscamente, sus ojos se veían como si quisiera tragárselo. Nadie era lo suficientemente valiente para moverse y jalar a Gu Hai, Gu Hai uso su pie para golpear el suave musculo de las piernas de Fei Zei Zi hasta que este último gritó en intenso dolor, con ambas piernas siguió pateándolo. Gu Hai le dio un puñetazo dos veces, insistiendo en derribar a este gordo de cien kilogramos al suelo, y a pesar de la lucha, Gu Hai siguió pateando su cuerpo sin piedad por muchas veces, cada patada era tan rápida como el viento, hasta que Fei Zei Zi finalmente no pudo gritar más una sola palabra.

You Qi sacó una toalla para limpiar la cara de Bai Luoyin, mientras que cuidadosamente le ayudó a quitarle el polvo del sueño de su cuerpo.

Después de que Gu Hai terminara de sacar su enojo, se aproximó a Bai Luoyin y empujó a You Qi, entonces le habló a Bai Luoyin con una voz gentil, “Déjame ver, ¿duele mucho?”

“No es nada.” Bai Luoyin levantó sus cejas.

Gu Hai tomó la mano de Bai Luoyin para alejarla de su propio rostro y lo miró con atención, no pudo ocultar la profunda angustia y pesar en sus ojos.

“¿Cómo puedes llamar a esto nada? ¿Tu familia llama a esto nada?” Gu Hai estaba tanto enojado como preocupado cuando sujetaba a Bai Luoyin para salir de la cancha, caminando y maldiciendo en todo el camino, “¡Ese poste es muy duro! Debí haber arrastrado a ese estúpido cretino para hacerlo chocar contra el poste algunas veces, dejarlo probar su propia medicina, mierda...”

You Qi les ayudo a cargar sus mochilas, mientras caminaba detrás de ellos, una complicada expresión se podía ver en su cara.

“¡Oye!... Te estoy hablando, el del estúpido nombre...”

You Qi estaba en trance cuando sintió que alguien palmeaba una vez su hombro, se dio la vuelta y se encontró con un rostro bonito y delicado.

“¿Qué estás haciendo aquí?” preguntó You Qi.

Yang Meng era todo sonrisas, “Nuestra próxima clase es de Educación Física. Tu clase ya terminó, ¿cierto? ¿Por qué no he visto a Bai Luoyin?”

“¿No lo viste al frente?”

Yang Meng se rió avergonzado, “Olvidé usar mis lentes.”

“Entonces, ¿cómo fuiste capaz de verme??”

Yang Meng dio un resoplido, “Con tu apestosa y petulante apariencia, ¿quién no podría verte? Eh, mis compañera de mesa han desarrollado un interés en ti, ella siempre está hablando sobre ti frente a mi todo el día. You Qi esto, You Qi aquello, escucharlo me hace querer vomitar de inmediato.”

Usando una mano, You Qi jaló hacia sus brazos de la pequeña estatura de Yang Meng, hablándole mientras apretaba los dientes, “¿Quieres ponerme a prueba?”

“No, no, no...” Yang Meng retrocedió su cuello en provocación, “No puedo jugar, tienes habilidad solo para jugar con Bai Luoyin.”

You Qi elevó su barbilla, dando a entender a Yang Meng que mirara a Bai Luoyin.

“Él ya no puede jugar más.”

La tez de Yang Meng cambió, “¿Qué pasó?”

“¿Por qué no vas y ves por ti mismo?”

Yang Meng apresuró algunos pasos y se detuvo frente a Bai Luoyin, viéndolo por bastante tiempo, su boca seguía moviéndose pero no salió ninguna palabra. No hasta que Bai Luoyin levantó su cabeza, entonces Yang Meng apretó la mandíbula y contuvo un grito de sorpresa, su expresión parecía a de ser apresado por un lobo.

“¡Mierda, Yin Zi! ¿Cómo es que lograste ser golpeado de tal forma?”

Había sido mucho tiempo desde la última vez que había visto a Yang Meng, y ahora que tenía la oportunidad de encontrarlo, el corazón de Bai Luoyin de ponto se sintió especialmente cálido. Extendió un brazo, fácilmente jaló a Yang Meng en un abrazo, por otra parte Yang Meng se veía tan delicado y bonito, desde lejos parecía como si estuviera abrazando a una pequeña chica. Bai Luoyin pellizcó constantemente las suaves mejillas de Yang Meng, mientras que Yang Meng uso su codo para clavarlo en el estomago de Bai Luoyin. Ambos actuaron de la misma forma de cuando se encontraban de niños, tan íntimos y afectuosos.

Traducción al español: Siboney69
Traducción al inglés: Sienna7455 @ Wattpad

4 comentarios: